Martes, 7 de diciembre de 2021
01.12.2009 - 00:04h. [ Comenta la noticia ]
0 comentarios
Eurocup: Análisis del Spartak St. Petersburg, por Kantauri


Eurocup: Perfil de Levance Fields (Spartak St. Petersburg)
Eurocup: Spartak SPB, mirada íntima, por Kantauri
Eurocup: Perfil de Goran Suton (Spartak St. Petersburg), por Jorge Díez


SPARTAK SAN PETERSBURGO


Año fundación: 1935
Ciudad: San Petersburgo, Rusia
Quinteto base: Fields-Pashutin-White-Meshcharakou-Rakovic
Plantilla

4 James White Alero 2.01 1982
5 Kirill Kuznetsov Base 1.87 1990
6 Aleksandr Dedushkin Pívot 2.07 1981
8 Roman Levter Ala-Pívot 2.09 1984
9 Vasily Zavoruev Escolta 1.96 1987
11 Zakhar Pashutin Escolta 1.96 1974
12 Goran Suton Pívot 2.09 1985
14 Aleksei Zozulin Alero 1.99 1983
15 Pavel Antipov Alero 2.02 1991
20 Anton Yudin Escolta 1.98 1972
23 Levance Fields Base 1.78 1987
24 Evgeny Kolesnikov Alero 1.95 1985
50 Milovad Rakovic Pívot 2.08 1985
55 Yahor Meshcharakaou Ala-Pívot 2.04 1976

Entrenador: Zvi Sherf


Confusión e inestabilidad son los primeros términos que asaltan cuando hacemos referencia a este Spartak 2009//2010. Extraña metamorfosis en sólo un verano la padecida por el club ruso. El club ruso, bajo la dirección del novato Evgeni Pashutin, encontró la organización necesaria para obtener resultados, realizando su mejor temporada desde los inicios de la liga rusa, tras la desmembración soviética. Esquemas y línea de trabajo diáfanas para un pupilo que conocía el club donde se había formado, en sus primeros pasos al máximo nivel nacional como jugador, en esta última ocasión iniciaba su carrera como entrenador. El Spartak mostró el sello de Pashutin y alcanzó las semifinales del campeonato ruso, permitiéndose retornar a una competición europea relevante como la Eurocup. Todo funcionó a la perfección. Zakhar, el hermano de Evgeni, vivió una esplendorosa tercera edad a sus 35 años y realizó una campaña sensacional, otro veterano como Meshcherakou también rindió a gran nivel, los jóvenes respondieron y la gerencia rusa trabajó a destajo en el mercado, logrando la cesión de Alexei Savrasenko, pívot internacional que salía de un divorcio con Messina.


La exitosa línea parece haberse esfumado durante el proceso estival. Las extensas noches blancas de la magnífica San Petersburgo han equivocado el rumbo de un club que actualmente se asemeja a un polvorín. Pashutin fue nombrado sucesor de Ettore Messina en Moscú y llevó consigo toda la paz que trajo a las orillas del Río Nevá, lengua del Ladoga. El Spartak apostó por Aleksandar Trifunovic, técnico balcánico que había realizado dos magníficos trabajos a nivel euroliga con Lietuvos y Panionios, una de las pizarras más prometedoras del continente. La apuesta parecía adecuada, un club en progresión, con ganas de crecer, caldo de cultivo inmejorable para un táctico de carrera joven. Sin embargo la estancia de Trifunovic en San Petersburgo ha sido breve. Divergencias entre directiva y entrenador al respecto de la política de fichajes, diversas situaciones económicas y un inicio dubitativo de temporada actuaron de desencadenantes. El conflicto estallaba y daba con los huesos del balcánico fuera del Spartak. Además piezas que se dibujaban como importantes dentro del equipo ruso también ponían punto final a su relación contractual, algunas disputas aún sin aclararse por completo, como la referente al pívot Sharrod Ford. Todo esta situación en un marco de apenas dos meses siembra de incertidumbres la trayectoria que pueda seguir el club, y merma el potencial desarrollo táctico en este inicio de Eurocup.


Da pánico trazar las líneas maestras que pueda adoptar la plantilla del Spartak. En un clima tan cambiante y de provisional apariencia las situaciones cambian con celeridad. Sí conocemos la raíz de la que nacerá su juego. Tras despedir a Trifunovic, la entidad apostó por Zvi Sherf, histórico entrenador israelí de extenso curriculum. Con una trayectoria superior a los 30 años, Sherf ha dirigido equipos en Israel, Grecia, Francia y la propia Rusia, además de haber participado como seleccionador israelí en un Mundobasket y cuatro Europeos. Su último trabajo destacado nos lleva a Tel Aviv. Zvi dirigió al Maccabi tras sustituir ya iniciada la temporada a Oded Kattash y con el equipo hebreo alcanzó la final de la Euroliga en 2008. Pero su volcánico carácter, tomemos a consideración que fue capaz de entrenar a Aris y PAOK en la misma temporada, llevó a destrozar las relaciones de aquel vestuario, el Maccabi terminó perdiendo el cetro nacional y Sherf fue despedido. Su trayectoria es extensa pero su carácter puede agudizar la ya de por sí caótica situación padecida en este inicio de temporada por el Spartak. Sus equipos se caracterizan por un juego ofensivo directo, sin excesiva elaboración y buscando la canasta de forma constante, acostumbrado a altas puntuaciones. Basa parte de sus esquemas en la inspiración y desequilibrio individual de los jugadores más notables a nivel técnico, aquí entra la figura de Fields, creando a partir de 1c1 o 2c2, y el juego se orienta hacia los hombres exteriores principalmente. En defensa agresividad, buscar la pérdida del rival, ajustes y variantes, predominando los 2x1. Sherf no desarrolla salvo exigencias del guión una rotación extensa, dando confianza a los hombres que considera clave, y 1-2 elementos desde el banquillo como rotación principal. Uno de los puntos interesantes en su enfrentamiento ante el Bilbao Basket correspondiente a la segunda jornada de Eurocup será el nivel de trabajo y conocimiento que pueda mostrar el Spartak, tras haber llegado hace escasas fechas el técnico israelí a su banquillo. Un desarrollo que deberá ir encontrando ajustes a medida que avance la competición.


El juego exterior del Spartak recae en las manos de Levance Fields. El base norteamericano aterriza en San Petersburgo para iniciar su periplo europeo. Con 22 años debe progresar y evolucionar dentro del conocimiento de un baloncesto un tanto diferente, pero su calidad e historial de superación le hacen candidato perfecto para conducir a este Spartak. Fields, de corta estatura, goza de un cuerpo generoso, potente y con la velocidad suficiente para convertirle en una amenaza continua desde los desequilibrios individuales y su buena visión de juego. Es el timón del conjunto ruso y cuya importancia irá en crecimiento bajo la dirección de Sherf. Sustituir a Andrew Wisniewski, quien realizó una temporada extraordinaria el curso anterior, será una prueba exigente para Levance. La otra posición clara en el apartado exterior la disfruta James White en el puesto de alero. Alero en torno a los dos metros, posee una reserva atlética infinita que le ayuda para romper en velocidad y potencia hacia canasta, ser un hombre imparable en transición así como dominar un espacio aéreo que conoce mejor que el terrenal. Su fama como matador le precede. Condiciones para sobresalir tiene pero su merma en el tiro a media-larga distancia reduce su potencial. Ante el corto juego interior, Sherf puede hacer ocupar a White posiciones de ala-pívot como variante táctica. La posición de escolta admite mayores dudas. En primer lugar debe pertenecer a Zakhar Pashutin, quien realizó una magnífica temporada la pasada. Buen tirador, jugador correcto en la circulación y hombre de amplia experiencia en el basket continental. Puede ayudar en posiciones de base. Igual que Anton Yudin, exterior de formidable presencia física, roza los 2.00 m. Entre ambos jugadores deben repartirse los galones en la posición de “2”. Para dar rotación tanto en el alero como en el escolta aparece la figura de Aleksei Zozulin. Reciente internacional ruso, se trata de un jugador fuerte, buen defensor y correcto siempre sobre el parquet, no acostumbra a cometer excesos con el balón en sus manos salvo cierta tendencia a abusar del tiro exterior. Entre los tres deben suplir la falta de tiro de White desde los puestos de alero, y dotar de trabajo, solidez y conocimiento al juego exterior. En la reserva aparecen dos jóvenes de diferente sino. Pavel Antipov, alero de 2.02 m y 18 años, es una de las firmes promesas del basket ruso, el siguiente gran alero en la línea sucesoria de los creados en San Petersburgo. Por su parte, Vasily Zavoruev regresó a Rusia tras una breve experiencia en el basket chipriota. Tirador de extraordinaria planta, 1.96 m, que destacaba en las inferiores de CSKA, pero cuyo paso a la elite no termina de darse. A sus 22 años intenta seguir formándose y ubicarse en la rotación del equipo. Otra de las jóvenes promesas es Kirill Kuznetsov, base de 19 años.


El juego interior no presenta tantos recursos ni rendimiento contrastado. Por potencial, edad y progresión las luces deben centrarse en Goran Suton. Interior bosnio de 2.09 m, ha realizado su formación en Estados Unidos, en Michigan, primero en un High School de Lansing y después en el prestigioso programa de la Universidad de Michigan State. Debe convertirse en la referencia sobre la pintura del equipo ruso pero el partido del Bizkaia Arena puede llegarle demasiado pronto. Se ha incorporado de forma tardía a la disciplina del equipo y debe crecer, asentar su cuerpo y juego al máximo nivel. Tiene calidad y condiciones para ser un jugador ya interesante que pueda desarrollar su carrera hacia un escalón más alto. Por rendimiento contrastado el Spartak apoya su juego interior en el veterano Yahor Meshcharakou. El bielorruso parte desde la posición de ala-pívot y es un jugador fundamental para su equipo. De formación también norteamericana, la solvencia anotadora y el trabajo de Yahor forman parte activa de los valores de la línea interior rusa. Junto a ellos y como tercer interior con minutos de titular encontramos al serbio Milovan Rakovic, pívot versátil de 2.08 y 24 años. Destacado en las categorías inferiores serbias, Rakovic colabora en acciones interiores con su capacidad para comprender el juego, saber posicionarse y abrir opciones, variantes, a una disposición orientada hacia el exterior. Forma junto a Meshcherakou la pareja habitual en este inicio de campeonato. En el relevo bajo aro y capataz de la integración de Suton se encuentra Aleksandr Dedushkin, pívot de 2.07. No muy notable, es un jugador que ofrece minutos en la rotación rusa, aportando centímetros, trabajo oscuro y conexión entre las dinámicas del equipo. Una pieza que la esperada evolución de Suton debe colaborar en empequeñecer. Para finalizar con el capítulo de interiores, y en los últimos lugares de la rotación, se ubica la intrigante figura de Roman Levter. Un jugador de 2.09 y 25 años que no termina de encontrar su espacio y que además atraviesa diversos problemas. Fue fichado la temporada pasada desde Perm pero continua sin encontrar temporadas con gran cantidad de partidos disputados. Una figura que va esfumándose.


El Spartak no ofrece una rotación amplia pero que tampoco exige ni necesita Sherf, quien puede sacar el máximo rendimiento a varios jugadores otorgándoles total responsabilidad y amplia cantidad de minutos sobre el parquet. Ahí, en la respuesta de esos jugadores, nacerán y morirán las esperanzas del club ruso. La victoria lograda en el inicio de competición ante el Turk Telekom les da confianza y llegan a Bilbao, entre incertidumbres, para medir sus fuerzas ante un rival ACB. En buena lógica deberían ir progresando a medida que la competición avance en su calendario, dado el extraño proceso de formación que ha sufrido la plantilla. La tropa exterior rusa, la veterania de Meshcherakou y el potencial de sus dos joyas procedentes de la liga universitaria acompañan a la espectacularidad de James White como ingredientes principales de un gigante que retorna al primer nivel europeo.


Compartir noticia:  Facebook |  Twitter |  Menéame |  Digg |  Del.icio.us |  Technorati |  Yahoo! My Web   


Noticia publicada por Kantauri

0 comentarios
Danos tu opinión
Danos tu opinión
Nick:


Comentario:


Código de seguridad: 4693

Por favor, necesitamos que reescribas el código de seguridad para asegurarnos que no se trata de un robot:


Patrocinadores: Federación Española de Baloncesto           Marina Esports           Basket Málaga

© BasketMe, 2006-2011   RSS   |   Live scores   |   Aviso legal   |   Contacto   |   Colabora con nosotros   |   Créditos