Inicio » Noticias de ACB
Crónica ACB: Alicante logra su 3ª victoria consecutiva en Santiago (69-73)
Fernando Blanco  | 30.10.2011 - 22:57h.
Imprimir esta noticia |  0 comentarios |  [ Comentar la noticia ]
Los de Txus Vidorreta se sobrepusieron a una mala primera fase de partido, en la que nunca encontraron buenas opciones de colocar el balón cerca del aro local y abusaron del tiro de tres, intentando seguir el ritmo de un BluSens Monbus más completo, que a punto estuvo de romper el choque de forma prematura. La tibia actitud defensiva de Lucentum en el segundo cuarto y su notable desequilibrio entre juego interior / exterior (sólo 8 intentos de 2 puntos, por 16 de 3, en los primeros 20 minutos), cambió por completo tras el paso por vestuarios y le valió para obtener su 4º triunfo en 5 partidos (3º consecutivo), con una reforzada sensación de equipo sólido y muy competitivo.

Se iniciaba el partido con defensas individuales en ambos equipos y especial atención a Kyle Singler, objetivo principal de la pizarra defensiva de Moncho Fernández. Primeras ventajas visitantes (0-6 y 6-12), gracias al acierto anotador de Kaloyan Ivanov (2/2 triples), contrarrestadas por un 9-2, que situaba la primera ventaja de Obradoiro (15-14).
Corría el min. 8 y el objetivo parcial de frenar a Singler se estaba cumpliendo. El excelente alero americano forzaba malos tiros y fallaba 5 de los 6 que lanzaba, al tiempo que sufría en la defensa al poste bajo, ante la mayor corpulencia de los interiores del cuadro santiagués. Dos buenas acciones de Bernard Hopkins y una nueva jugada de 3 puntos (2+1) de Ivanov, dejaban el marcador en 21-17 al final del cuarto inicial.

En el segundo periodo entraba en acción “Tuki” Bulfoni, inédito en los primeros 10 minutos, para revolucionar por completo la situación en la cancha y en la grada del Multiusos del Sar. Alicante se había refugiado en una defensa zonal que “Tuki”, una dinamo que suministra energía a todo el conjunto, superó en cada una de sus acciones. Suyos serían 12 de los primeros 15 puntos, en los 6 primeros minutos de ese 2º cuarto. Marcador en 36-27 y muchas sensaciones positivas. Alicante ya no encontraba a Singler, a quién Moncho Fernández enviaba diferentes “secantes” (Washington, Kendall e incluso Lasme se ocuparon de su marcaje) y veía como Lamont Barnes se encontraba “enjaulado” en la zona. Ante ese panorama, recurrían al tiro triple casi como único recurso ofensivo, a través de Llompart y Rafa Freire, en primer lugar y de Mario Stojic (2/2) a continuación.

Pero Obradoiro poseía más alternativas. Una canasta exterior de Andrés Rodríguez unida a un reverso conectado por Lasme, colocaban la máxima distancia favorable a Obradoiro (41-29) y forzaban tiempo muerto de Txus Vidorreta, a 3 minutos del descanso. Esa pausa les sirvió al menos para resguardarse de la tormenta, ajustar su defensa y permitir únicamente una canasta, tras rebote ofensivo, de Bernard Hopkins.

Tiempo de descanso y ventaja por debajo de los 10 puntos: 43-34. No era una situación óptima, para sus intereses, pero parecía llover algo menos ya.

Tras el paso por vestuarios, Lucentum mutó por completo la genética del partido. Pedro Llompart dirigió con mano firme. Rafa Freire exhibió una defensa magnífica, durante los 6 minutos que disputó, que le llevó a forzar 3 pérdidas a sus pares. Lamont Barnes encontró las primeras ventajas y anotó bajo el aro… Y lo más importante: la defensa neutralizó el 'factor Bulfoni'. El resultado fue una mengua incesante de la ventaja local (43-39, 45-44, 50-49) hasta que un 2+1 convertido por Kone, en el minuto 28, proporcionaba la primera ventaja en 20 minutos a los alicantinos (50-52), tanteador que se mantendría inalterado hasta la finalización del cuarto. Obradoiro, sin la pila de su capitán y sin el acierto necesario por parte de un fallón Ebi Ere, fue incapaz de anotar más que 7 puntos (3 canastas), en esos 10 minutos del tercer cuarto. Quizás la opción de Alberto Corbacho, quién estuvo en el banquillo durante los primeros 30 minutos, hubiese sido una alternativa eficaz al atasco obradoirista. Quién sabe.

En el último cuarto, BluSens Monbus conseguía recobrar la delantera por unos segundos (55-54), tras 2 buenas acciones de Oriol Junyent, pero Alicante encontraba a Dewar y Hazell, seguía muy sobrio, endosando otro parcial de 4-12, para situar un 59-66 a 4 minutos de la conclusión y mantener la situación bajo control. Sólo Lasme, con 5 puntos consecutivos sobre la defensa de un lento Lamont Barnes, hizo albergar alguna esperanza de victoria a la afición local (64-67). Levon Kendall, muy gris durante todo el choque, falló 2 tiros libres y un importante tiro lateral a 4m libre de oposición que, de haber convertido, quizás hubiesen bastado para llevarse la victoria, toda vez que Bulfoni enchufaba, acto seguido, un triple que colocaba el electrónico en 69-71, a 15 segundos de la finalización.
Lucentum a punto estuvo de cometer violación de 8 segundos para cruzar a campo ofensivo, pero finalmente encontró un pase largo y una falta sobre Llompart, que decidía con 2 lanzamientos desde el 4,60. Final: 69-73.




Compartir en Facebook la noticia    Twittear la noticia


Noticia publicada por Fernando Blanco

0 comentarios
Danos tu opinión
Danos tu opinión
Nick:


Comentario:


Código de seguridad: 6549

Por favor, necesitamos que reescribas el código de seguridad para asegurarnos que no se trata de un robot: